domingo, 15 de enero de 2012

Tronco de navidad.

Se que es un poco a destiempo, pero también puede servir de inspiración para un brazo de gitano normalito...

Como ya he puesto en la entrada anterior, el día de Navidad, a parte de esta celebración, también aprovechamos para festejar el cumpleaños de mi hermanito, pero yo quería que cada celebración contara con su dulce correspondiente, y preparé este tronco de trufa para el postre...




He de reconocer, que me hubiese gustado adornarlo de una forma mas delicada, y con mas detalles navideños, pero la tarta de Pablo me llevó mas tiempo del que yo esperaba.

Para hacer el tronco utilicé un bizcocho plancha de vainilla, un poco de almíbar de vainilla también, se que mucha gente no moja el bizcocho en este tipo de recetas, pero a mi me gusta darle un poco de humedad. El acierto ha sido el enrollar el bizcocho en un paño húmedo nada mas salir del horno, porque así resulta mucho mas fácil rellenarlo después y darle la forma sin que se rompa.

El relleno en esta ocasión fue de trufa... maravillosa y super suave. Y la cobertura de chocolate puro.

Lo pasé realmente mal en el trayecto desde mi casa hasta el campo de mi padre, porque olía de maravilla y no podía hincarle el diente... jajaja....

Espero que os guste...

1 comentario:

kesito dijo...

¡¡Que ricuraaaaa, yo tambien lo hubiese pasado fatal en el traslado de ese tronco, en mi caso habría llegado, en de tronco una rama jejeje
Besotes.